Monday, August 14, 2006

A Luis...

Te la dedico, no como una recomendación, sino como una advertencia temible en vista de que ya probaste las ácidas hieles del fascismo: Heil mein Fürher!

Otro periodista-peón quien también se niega a vivir, como diría Irene Brugg, "in servitude felicitas".
Imagen: Swastike Nazi, Sector Público.

1 comment:

Duff Man said...

En efecto: esas malditas hieles me hicieron ver cuánto aborrezco tener que asumirme como parte de los eslabones más bajos de esta cadena alimentaria.